A propósito de Cercedilla: Espacios públicos desaprovechados o mal diseñados

A propósito de Cercedilla: Espacios públicos desaprovechados o mal diseñados

Hoy traemos una situación que se repite en muchos de nuestros pueblos y ciudades. Nos hemos centrado en un espacio en Cercedilla (Madrid). Este es el espacio en el que se centró uno de los proyectos que se debían de hacer en el XIV Master de Paisajismo y Jardinería de la Universidad Politécnica de Madrid.

Se realizaron numerosas propuestas para este espacio dentro del citado Máster. Para ello se estudiaron todos los condicionantes de este espacio: el confort climático, las costumbres locales, las vistas a potenciar, …

Finalmente, el Ayuntamiento se decantó por realizar la plaza que veis en las imágenes que ilustran buena parte de esta entrada, no teniéndose en cuenta ninguno de los estudios realizados. En este caso,  tras optar por una plaza dura, han tratado de “ablandarla” como en muchos casos se hace: Así se han colocado algunas jardineras y algunos pequeños árboles. En todo caso, es difícil pensar en un uso intensivo de la población de este espacio.

arboles y asientos en Cercedilla

Desconocemos el porqué de optar por este proyecto y no por cualquiera de los realizados. O, en su defecto, del aprovechamiento de los estudios realizados para este espacio. Pero este es un hecho es algo habitual en nuestros pueblos y ciudades. Y es que basta una vuelta por cualquiera de nuestras ciudades y pueblos para encontrarnos espacios desaprovechados o mal diseñados.

Desidia de administraciones y profesionales.

No es cuestión de falta de dinero, y menos en este caso de Cercedilla. Y es que las múltiples propuestas harían que la ejecución pudiese acomodarse al presupuesto exigido.
Podemos achacar estos errores a muchas causas, pero por lo general es causada por la desidia de administraciones o entidades que construyen. Dejando en profesionales no cualificados la realización de estos espacios.
También podemos achacar estos errores a la desidia de los profesionales que lo diseñan sin pensar en los usuarios de estos espacios.

Cercedilla perspectiva _verdeden

Cercedilla _fcarrocom

El resultado puede ser afortunado o desafortunado desde el punto de vista estético. Pero normalmente suelen ser espacios vacíos, carentes de vida, en los que raramente se ve a la población haciéndolo suyo.

Antes de realizar el proyecto en sí, hay que estudiar su entorno y ver las necesidades y los condicionantes de este espacio. Los espacios públicos no son simple estética para que se queden como algo bonito y nada más. Estos espacios deben de ser para disfrute y uso del ciudadano. Se debe de tener en cuenta lo que el ciudadano demanda y diseñar conforme a los condicionantes que posee el espacio. Cuando se realizan estos estudios, se reflejan claramente en el diseño final

“Camuflaje” de los espacios.

En otros casos estos errores se solucionan o camuflan casi por “inercia” .  Podemos ver por ejemplo, la explanada realizada en la plaza de Callao de Madrid. En ella el gran tráfico peatonal hace que el sitio no sea un desierto. Sin embargo no aporta nada al entorno, y en muchas situaciones se hace incómodo el paso por este desolador espacio como puede ser en los días calurosos del verano. En este caso fracaso del diseño se ve camuflado al ser una zona de paso. Es una zona muy utilizada, pero simplemente por ser una zona céntrica con muchos centros comerciales.

Plaza de Callao

Modas en el diseño.

Otras veces, el motivo de realizar estos espacios es la moda dentro de la arquitectura. Moda por la que se tratan de extrapolar proyectos con éxito en unas ciudades a otras sin tener en cuenta el entorno y las características de la ciudad. De estos casos podemos ver ejemplos en la ciudades que vivieron grandes transformaciones para el 92: Sevilla y Barcelona. En estas ciudades remodelaron y construyeron plazas duras que son desiertos en cualquier hora del día por inhóspitos que resultan estos espacios (Sants, Plaza de Armas…). Son claros ejemplos de un diseño impuesto en ciudades que nunca casan, ni casarán, con la ciudad. Y a pesar de que este diseño muy bien que funcionase en otros lugares.

Lo malo de estos grandes espacios es que la población en muchos casos trata de conquistar el espacio hostil dándole un uso. En el caso de la plaza adyacente a la Estación de Plaza de Armas se usá como aparcamiento. Actuando de esta forma con la técnica del “parcheo” que hace que el espacio no llegue a alcanzar el potencial que pueda tener. Por supuesto, esta conquista de dichos espacios va en detrimento de la estética del espacio.

Plaza de Armas

Espacios olvidados

No solo son los grandes espacios los que tienen estos problemas. Hay otros espacios de menor entidad que no se tienen en cuenta y que podían mejorarse. Es el caso de los espacios olvidados en nuestras calles. Normalmente rincones en los que no se ha tenido en cuenta su uso o que la falta de mantenimiento ha hecho que sea un lugar abandonado. En muchos casos son la huella de la denostada burbuja inmobiliaria y de la falta de planificación del mantenimiento posterior a la construcción. Un ejemplo son  algunas zonas del ensanche de Vallecas en Madrid, donde los vecinos se quejan una y otra vez del mal estado de los espacios públicos.

Plaza de Armas, Plaza -centro comercial

A pesar del recorrido tratando de exponer una causa de estos espacios. Es, sin duda, el desprecio de la profesión o profesiones ligadas a los espacios públicos. O bien por el ensimismamiento y desconocimiento de la profesión el causante de este mal. Y lo podemos extrapolar al diseño de muchos de los jardines. En los que no se tienen en cuenta en ningún caso el elemento vegetal, si acaso solo teniéndolo en cuenta para el corte de la cinta, sobre todo por desconocimiento.

Si queremos ciudades más bellas y más agradables de vivir debemos diseñar los espacio es públicos pensando en el usuario. Simplemente porque así los espacios comunes serán considerados como propios por la población. Y es que estarán diseñados para el uso y disfrute de los habitantes de la ciudad.

Sería bueno hacer un recopilatorio de espacios abandonados o “incómodos” de nuestros pueblos y ciudades… Os animáis?. Enviarme imágenes y trataremos de denunciar esta situación. (Usar el apartado de contactar de la parte superior).

Ingeniero técnico Agrícola, Master en Paisajísmo y jardinería y estudiante de Ciencias ambientales.

2 Comentarios

  1. Isabel 5 años hace

    Hola Fernando, apoyo tu propuesta de enviar fotos para ir denunciando, pero a veces se te quitan las ganas, porque día a día se repiten estas actuaciones, y como tú bien dices, están sólo promovidos por la desidia.

    Particularmente este proyecto de Cercedilla es desesperante; soy vecina de Los Molinos y voy mucho por allí en bici.. Este espacio lo han convertido en un solar de toda la vida, pero muy bien solado. Su futuro, el mismo que cualquier solar: en verano ninguno y el resto del año para sacar al perro o como mucho patinar.

    Me puedo imaginar a la junta en el pleno del ayuntamiento opinando… y la solución siempre es la que más les beneficie económicamente, por proveedores y por nulo mantenimiento. A ver lo que duran las plantas. No conozco ninguna de las propuestas que mencionas pero casi que mejor, porque si no lloro.

    Prepárate para recibir unas cuantas fotos de lugares destrozados..

    Bueno y ante todo enhorabuena por la entrada y que pases un feliz fin de semana!

    Saludos!

  2. Autor
    Fernando 5 años hace

    Gracias Isabel!

    Preparado estoy para las fotos!

    Si quieres te envío propuestas, incluido la mía, y es que creo que cualquiera sería muuucho mejor.

    En cuanto a estos tipos de proyectos, en Cercedilla… bueno, pero has visto las plazas de Sevilla??? ahí a las 12 de la mañana de cualquier día de verano no pasa nadie… bueno, si un despistado/ aventurero.
    Y lo de Callao… pasar por allí a las 3 de un día como hoy en el que ha remitido el calor… asusta!

    Saludos!

Deja un comentario

Close
 
Por favor síguenos!!
Pinchando en alguno de estos botones
nos ayudarás a
conseguir mejores artículos